Una cela de gala en Marqués de Riscal sirvió como colofón al Simposio que que reunió a más de 400 expertos del mundo del vino en Logroño,

El programa del Simposio de Masters of Wine celebrado en Logroño se completó con catas y visitas varias bodega de Rioja

Rioja se convirtió del 14 al 17 de junio en el punto de encuentro mundial del vino con el IX Simposio de Masters of Wine que se celebró en Logroño. Es el evento relacionado con el mundo del vino más importante de España y la principal cita en el sector en este año, que reunió a los más reconocidos prescriptores nacionales e internacionales.

Bajo el lema “Living Wine”, el IX Simposio de Masters of Wine ofreció una oportunidad única de networking y aprendizaje entre los profesionales más representativos del sector, reuniendo a más de 400 asistentes, provenientes de 35 países: Masters of Wine, estudiantes de Masters of Wine, influencers, prensa nacional e internacional. El programa del Simposio se completó con la visita de los Master of Wine a varias bodega de Rioja.

Por ejemplo, el programa del Simposio para el viernes día 15 incluía la opción de visitar una bodega “secreta”, pues el participante se inscribía en la actividad desconociendo por completo su destino. Una de las bodegas que acogieron a los participantes del Simposio fue Finca La Emperatriz. Para la ocasión, la bodega preparó un showroom cuyo objetivo era descubrir las diferentes personalidades de Rioja en función de su origen. Para ello, los Hernáiz contaron con la colaboración de otras cinco bodegas de Rioja, asentadas, cada una de ellas, en los distintos valles que a lo largo de su recorrido forman los afluentes del Ebro, y que se suceden de Oeste a Este de la Rioja.

Así, los vinos de Finca La Emperatriz representaban al Valle del Oja y el Tirón; Las Cenizas al Valle del Najerilla, Remírez de Ganuza a la Sonsierra Riojana y la orilla izquierda del Ebro, Viña Ijalba al Valle del Iregua, Paco García al Valle del Leza, Ortega Ezquerro al Valle del Cidacos y finalmente Ilurce al Valle del Alhama. De esta forma, la cata de los vinos de cada una de las bodegas ponía de relieve la influencia de un determinado terroir en el perfil de los vinos elaborados. Un ejercicio práctico que ponía en evidencia el acierto de las razones que hay detrás de la nueva clasificación de Rioja. La jornada concluyó con una cena ofrecida por Viñedos Hermanos Hernáiz en el pabellón principal de Finca La Emperatriz, a la que asistieron tanto el grupo de participantes del Simposio como las bodegas invitadas y en la que se sirvieron los vinos anfitriones.

También el viernes 15, la estadounidense Nova Cadametre, la australiana Neil Hadley, la noruega Aina Mee Myhre y los británicos Adrian Garforth y Jennifer Docherty, todos Master of Wine, participaron en Bodegas Faustino en una cata de vinos escogidos entre algunas de las mejores añadas históricas de la bodega. Como colofón de la cena que siguió a la cata, pudieron probar el vino más antiguo disponible en la bodega, un Faustino Gran Reserva de 1955, una de las añadas más recordadas en Rioja.

Bodegas Palacio fue una de las bodegas protagonistas de la segunda jornada, en la que disfrutaron de una cata de las mejores añadas históricas de la bodega guiada por Roberto Rodríguez, enólogo de la bodega, entre las que se encontraban joyas enológicas como Cosme Palacio Crianza 2005, Bodegas Palacio Reserva 2005, Cosme Palacio Crianza 2001, Bodegas Palacio Reserva 2000, Glorioso Gran Reserva 2009, Glorioso Gran Reserva 1966. Con el fin de crear un experiencia inolvidable, los Hermanos Echapresto de Venta Moncalvillo (* Michelin) por su parte, fueron los responsables de ofrecer una magnífica cena con la que rendir un homenaje al vino y que constituía la armonía perfecta para disfrutar de la mejor materia prima y los excelentes productos de temporada que ofrece la Rioja Alavesa, acompañados de una cuidada selección de vinos pertenecientes al botellero histórico de la bodega. Entre éstos,  se encontraban: Regio Blanco 1996, primer blanco registrado de Bodegas Palacio en 1927 y Glorioso Gran Reserva 1978, calificado recientemente por la revista Decanter como uno de los mejores referentes de Rioja, otorgándole  95 puntos en su cata  “Mature Rioja” .

Cena de gala en Riscal

El IX Simposio de los Masters of Wine tuvo su colofón en la cena ofrecida por la Fundación para la Cultura del Vino el pasado sábado en las instalaciones de Bodegas Marqués de Riscal, en la localidad alavesa de Elciego.

El grupo de profesionales pudieron degustar la cena elaborada por el chef Francis Paniego, realizada con productos propios del País Vasco como sal de Añana, aceite y trufa alavesa, así como una extensa selección de los mejores vinos de las cinco bodegas que componen la Fundación y que se encuentran entre los mejores del país: Vega Sicilia, La Rioja Alta SA, Bodegas Muga, Terras Gauda y Marqués de Riscal. Para una ocasión tan especial e importante para los vinos españoles, los anfitriones, Marqués de Riscal, ofrecieron un vino muy especial del año 1955, que muestra la gran calidad de nuestros vinos y su tradición histórica, compatible con las novedades y liderazgo actual en el mundo. Asimismo, se ofreció a todos los visitantes un libro sobre las añadas históricas de Marqués de Riscal realizado por el experto australiano Andrew Caillard MW. El libro que recoge la pasión de Andrew Caillard por Rioja y sus vinos surgió tras un acontecimiento vivido en noviembre de 2015 en la Ciudad del Vino de Marqués de Riscal, “la cata del siglo” cuando un selecto grupo de expertos internacionales cataron 111 añadas por las que se recorrían los más de 150 años de la historia de la bodega.

 

 

 

¿Quieres saber más sobre los vinos de Rioja?