Soluciones vino crisis coronavirus
El departamento de Marketing del Consejo Regulador de Rioja está trabajando en el rediseño de su estrategia de comunicación, bajo la premisa de una optimización de recursos y de llevar a cabo únicamente acciones que realicen una llamada directa a la acción de consumo y compra en todos los mercados.

El mundo del vino a sorbos
Texto: Antonio Egido

El mundo del vino se sigue moviendo aunque al raletí, ante la crisis que está generando en las empresas la falta de consumo del vino, la exportación o los cobros… pero ¿qué están haciendo sus Consejos Reguladores? Esta es la pregunta que hemos lanzado al buscador y nos ha devuelto algunas respuestas.

La primera a través de la web ‘europapress.larioja’ donde leemos que el presidente del Consejo Regulador de la Denominación de Origen Calificada Rioja, Fernando Salamero presentaba un plan de actuación a los representantes de las asociaciones miembro del Pleno mediante videoconferencia, que obedece a la idea de que “debemos adoptar medidas colectivas para vencer esta crisis juntos, sacando una vez más ese carácter luchador que siempre ha caracterizado a Rioja”.

Dado el extraordinario contexto en el que se encuentra el conjunto de los mercados clave para las ventas de Rioja, entre las medidas expuestas destaca la reducción en un 45 por ciento del presupuesto de Promoción 2020, aprobado por el Pleno del Consejo Regulador el pasado mes de diciembre.

Se trata de la primera vez que el Consejo Regulador recorta considerablemente sus campañas promocionales en el curso de un ejercicio para llevar a cabo un ajuste y un reenfoque estratégico. En este momento en el que las ventas se están viendo directamente afectadas por el confinamiento de la población y el cierre masivo de la hostelería, desde el departamento de Marketing de la institución se está trabajando contrarreloj en el rediseño de su estrategia de comunicación, bajo la premisa de una optimización de recursos y de llevar a cabo únicamente acciones que realicen una llamada directa a la acción de consumo y compra en todos los mercados.

Como consecuencia directa de esta reducción, y en aras a paliar la complicada situación de tesorería a la que la gran parte de los operadores de la Denominación se enfrenta, la primera medida de urgencia ha sido la de aplicar a las bodegas un retraso de 60 días en el cobro del recibo trimestral por comercialización.

Además, se anula el pago previsto para abril del Presupuesto Extraordinario, el cual representa un tercio del mismo, y se reduce en un 25 % el importe de los dos tercios restantes, cuyos pagos están previstos para julio y noviembre. Los viticultores verán también reducida su aportación a la financiación del Plan Extraordinario de Promoción en un 50 por ciento”.

Por su parte en ´leonoticias.com´ referido a la D. O. Bierzo, nos informan que. ”la actividad en bodegas y viñedos puede continuar durante la vigencia del estado de alarma decretado por la epidemia causada por el coronavirus COVID-19. El organismo que regula la producción de vino en la comarca destacó al respecto que es necesario guardar las medidas de prevención que recomiendan evitar el trabajo en grupo o en cuadrilla y mantener la distancia de seguridad entre trabajadores para evitar contagios.

En ese sentido, el Consejo Regulador recalcó que la producción agrícola, y en concreto el ejercicio de la viticultura, «debe y puede mantenerse» durante el periodo de confinamiento obligado, tal y como recogen las últimas recomendaciones del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (Mapa). Según informa el Mapa, está permitido el desplazamiento de los viticultores y trabajadores de bodegas a las fincas, sea o no su principal actividad, para llevar a cabo las tareas habituales en esta época del año.

En la misma línea, el Consejo Regulador transmitió las indicaciones del Ministerio para que los agricultores limiten o suspendan las labores que no sean imprescindibles para la producción y transformación, como las accesorias de mantenimiento”.

En ´vinetur.com´ ponen la mirada en Mallorca donde El sector vitivinícola de Mallorca, representado por los Consejos Reguladores de la Indicación Geográfica Protegida Mallorca, la Denominación de Origen Protegida Pla i Llevant y la Denominación de Origen Protegida Binissalem se reunieron, virtualmente, para analizar las consecuencias que el estado de alarma, decretado por el COVID-19, está provocando en el sector vitivinícola y para consensuar las posibles acciones que se han de pedir a las administraciones competentes en el sector y las que se han de emprender, de forma conjunta, por parte del sector.

En la reunión participaron los presidentes y directoras Técnicas de los tres Consejos Reguladores, así como bodegueros y viticultores, que representan la totalidad del sector vitivinícola de calidad de Mallorca.

Los principales temas tratados fueron:

La paralización de las ventas a nivel de hostelería y restauración: paralización de las actividades enoturísticas; parada de las exportaciones; devoluciones de producto y aplazamientos de los pagos de los clientes, mientras que el sector vitivinícola ha de seguir manteniendo su actividad en viñas y bodegas.

Las principales conclusiones de la reunión fueron: el sector del vino, tiene unas características propias dentro del sector agroalimentario, ya que no se trata de un producto de primera necesidad, ni tiene un consumo tan ágil como el de otros productos agrícolas; Se prevé que en la próxima campaña de vendimia pueda haber excedentes de uva, temiendo una bajada del precio de ésta y recomendando a viticultores una producción moderada y de máxima calidad; -La necesidad de actuar de forma conjunta todo el sector para emprender y solicitar acciones inmediatas a las administraciones competentes.

Por todo lo expuesto anteriormente, se acordaron las siguientes acciones: solicitar a la Conselleria D’agricultura, Pesca i Alimentació y al departamento de Promoció Econòmica del Consell de Mallorca: crear mensajes directos, conjuntos y efectivos (…); campaña de comunicación inmediata en los medios locales, principalmente, radio, TV y prensa digital, así como en redes sociales, incluyendo la creatividad y la publicidad; acuerdos urgentes con el sector de la alimentación y distribución per incentivar y dar visibilidad a los vinos mallorquines; activar una línea de crédito directa para garantizar la continuidad de la actividad de las bodegas y afrontar la próxima vendimia; agilizar el transporte de materias primas necesarias para la actividad de las bodegas.

Por otra parte, también se ha trasladado la preocupación del sector del vino a las administraciones competentes en turismo, Agencia Estratégica de Turismo de las Islas Baleares (AETIB) y al Departamento de Promoción Turística del Consell de Mallorca, manifestando la necesidad de planificar acciones para incentivar el consumo de vino de calidad de Mallorca en los hoteles y restaurantes y de promocionar la gastronomía, el enoturismo y el producto local en los mercados turísticos nacional, interislas e internacional”.

Seguiremos la pista a las diferentes Denominaciones de Origen y a sus Consejos Reguladores pero sin olvidar que tenemos mil y una posibilidades de seguir disfrutando del vino en casa. Salud.

 

Suscríbete gratis a nuestro boletín.¡Pincha aquí!