La prestigiosa revista Wine Spectator reconoce al restaurante Venta Moncalvillo por tener una de las mejores bodegas del mundo, por su gran carta de vinos y un exquisito servicio. Según la publicación, este premio “sitúa a Venta Moncalvillo entre los principales destinos de vino del mundo para los comensales”. Esta valoración es asignada después de pasar una rigurosa inspección que evalúa la calidad general del programa de vinos, la bodega, el servicio, el ambiente y la perfecta armonización de la cocina con los vinos.

 

Este reconocimiento se suma a los muchos que este restaurante atesora. Entre ellos, su sumiller Carlos Echapresto fue nombrado este mismo año ‘Caballero del Coteaux de Champagne’, que concede la más antigua de las instituciones vitícolas francesas, como gran conocedor y divulgador del mundo de Champagne. Es además ‘Formador homologado de Vinos de Jerez’, título que los consejos reguladores del Marco de Jerez le han otorgado por sus amplios conocimientos sobre este tipo de vinos. A dichos reconocimientos, debemos añadir el Premio Sumiller Rioja 2008 que le otorgó el Consejo Regulador de D.O.Ca. Rioja en el que es reconocido como la persona que mejor conoce y transmite la cultura del vino de Rioja. Este año, Venta Moncalvillo ha sido distinguido con el premio Best of Tourism 2014 en la categoría de mejor restaurante. Además, la Guía Repsol ha otorgado a su cocinero, Ignacio Echapresto, su segundo sol Repsol. Esta distinción, junto con la estrella Michelin revalidada este año, muestran la constante evolución y mejora de Venta Moncalvillo, quedando patente la perfecta armonía entre cocina y sala de los hermanos Echapresto.